jueves, 20 de octubre de 2011

THE FLOWERS OF WAR, LO NUEVO DE CHRISTIAN BALE

Supongo que más de uno está esperando con ansias el estreno de The Dark Knight Rises, la tercera entrega del Batman protagonizado por Christian Bale, pero mientras van pasando los meses hasta la fecha anunciada, tenemos el primer avance del trabajo previo de este excelente actor, ganador reciente del premio Oscar. Nos referimos a The Flowers of War (金陵十三钗首款预告), la adaptación de la novela escrita por Yan Geling y basada en hechos reales que ha sido dirigida por Yimou Zhang o Zhang Yimou, como ustedes lo lean mejor.

Bale junto al actor Shigeo Kobayashi es el protagonista de este drama sobre 13 prostitutas y/o trabajadoras sexuales de Nanjing, China, que fueron voluntarias para reemplazar a estudiantes universitarias como acompañantes de soldados japoneses. En la novela, el sacerdote estadounidense lidera una iglesia que refugia a un grupo de prostitutas y jóvenes estudiantes durante la invasión.

Cabe resaltar que los diversos historiadores de este cruel momento de la historia, dicen que la masacre, conocida en occidente como "la violación de Nanjing", terminó con el asesinato de unos 150 mil civiles, con lo que China ha cifrado el número de víctimas en 300 mil, convirtiéndola en una de las peores atrocidades ocurridas durante los años de la Segunda Guerra Mundial.


A muchos le parecerá raro que Bale haya sido elegido para actuar en la lejana China, pero Yimou dijo que fue elegido por su versatilidad y dedicación para cada uno de los papeles que interpreta (sino recuerden a El Maquinista por hablar de uno de sus filmes o Psicópata Americano, totalmente opuesto), destacando el hecho de que estaba impresionado por la investigación que el actor hizo sobre la historia de la masacre.

"Le di los nombres de algunos libros que debía leer sobre la masacre de Nanjing", dijo el director. "Cuando fui a verlo, vi que esos libros estaban abiertos en su mesa y me sentí emocionado", concluyó el maestro oriental.

Y no lo dice cualquiera, Zhang Yimou es un estupendo director que cuenta en su filmografía con títulos como Raise the Red Lantern y To Live; además es el primer cineasta chino moderno en lograr traspasar su nombre a occidente. Entre sus más recientes largometrajes está A Simple Noodle Story, una adaptación de la cinta de los hermanos Coen, Blood Simple.

Esta producción se financio con un presupuesto de casi 90 millones de dólares, y su estreno está anunciado a nivel mundial para este 16 de diciembre, y al parecer se podrá ver tanto en inglés como en chino, una película que ha sido designada por China para competir como mejor película de habla no inglesa en la próxima edición de los Oscar. ¿La podremos ver por estos lares? Al menos el trailer está impresionante...